Viajar con gatos: excelentes sugerencias para viajar con gatos en verano

gato gris y perro blanco y negro
Por Equipo de expertos en mascotas
Ultima Actualización: 6/11/2023Entre 2 y 4 minutos
Viajar con gatos

Entonces, quieres escapar de la rutina todo el verano, pero no quieres dejar a tu gato. La buena noticia es que, con la gran cantidad de lugares que están comenzando a aceptar mascotas, puedes tomarte unas vacaciones relajantes y llevar a tu gato también.

Ya sea un viaje por carretera o en avión, tenemos varios consejos para hacer que los viajes de verano sean como un premio para tu gato y para ti.

Todo lo que necesitas para tu viaje

Lista de verificación para cuando viajes con gatos

  • Asegurarse de que el gato tenga las vacunas al día.
  • Asegurarse de que el gato quepa cómodamente en su transportín.
  • Hacerle colocar al gato un microchip. Si hace tiempo que el gato tiene uno, consultar con el veterinario para asegurarse de que su información esté actualizada.

En las semanas y los días previos al viaje, asegurarse de familiarizar al gato con su transportín. Si no está acostumbrado, darle tiempo en los días y semanas previos al viaje para familiarizarse.

Colocar el transportín en un lugar donde pueda ser parte de su entorno cotidiano. Permitirle que lo explore e incluso dejarle un bocadillo o una hierba gatera dentro del mismo para ayudarlo a crear asociaciones positivas con lugar.

¿Qué empacar en la maleta?

Antes de irte, elabora una lista con lo que debes empacar que incluya:

  • Un arnés y una correa que sean cómodos
  • FortiFlora que ayuda a prevenir cualquier malestar digestivo inducido por el estrés del viaje
  • Una toalla en caso de que el gato se moje o se ensucie
  • Medicamentos y una lista de medicamentos y dosis para el gato en caso de que se pierdan
  • Caja de arena portátil
  • Arena para gatos
  • Alimento balanceado para gatos
  • Recipiente para el agua
  • Bocadillos para gatos
  • Elementos de aseo
  • Artículos para la comodidad como una manta o cama favoritas

Además, busca hoteles, restaurantes, atracciones, entre otros, que acepten gatos, en los destinos que quieras visitar. Planifica el viaje con anticipación y elabora una lista de todos los lugares cercanos a tu ruta en los que podrías disfrutar con tu felino. Llama con anticipación a hoteles, parques, playas y atracciones de carretera para asegurarte de que acepten gatos.

Disfruta de un viaje por carretera con tu gato

No hay nada como un viaje por carretera, y tener a tu gato de compañía puede hacer que sea aún más divertido. Sin embargo, antes de abrirte camino por la carretera, hay algunos pasos que debes seguir en la preparación.

Una vez que el gato se sienta cómodo con su transportín, es el momento de llevarlo al automóvil. Mientras el vehículo está estacionado, pasa tiempo jugando con él mientras aún se encuentra en el transportín. Elogiarlo, acariciarlo y darle bocadillos durante este tiempo le enseñará que este es un lugar donde suceden cosas buenas.

Cuando el gato empiece a sentirse cómodo dentro del automóvil, ayúdalo a familiarizarse con sonidos como el motor o el aire acondicionado. Luego, llévalo a hacer unos viajes cortos. Para que los gatos creen asociaciones positivas al subirse a un automóvil, deben recibir muchos elogios y atención.

A menos que el fabricante lo indique, la mayoría de las jaulas de gato no deben ir abrochadas, sino que deben colocarse en el piso detrás del asiento del conductor o del pasajero.

Lo mejor es tener a otra persona en el automóvil para que puedas concentrarte en la carretera. Dale a tu gato al menos una semana para acostumbrarse a andar en automóvil antes de llevarlo en un viaje por carretera.

Recuerda, es importante no dejar a tu gato ni a ningún animal solos en un automóvil estacionado. Los vehículos pueden calentarse muy rápido y generar que el gato se sobrecaliente con resultados potencialmente mortales.

Disfruta de un viaje en avión con tu gato

Al igual que en un viaje por carretera, para viajar largas distancias con gatos debes comenzar por acostumbrarlos a su transportín. Una vez hecho esto, hay algunos pasos fundamentales a seguir antes del día del vuelo.

Antes de hacer algo, consulta con el veterinario para asegurarte de que el gato está lo suficientemente sano como para volar. Muchas aerolíneas solicitan registros de vacunación para animales, así que solicita al veterinario su historia clínica. Además, busca veterinarios locales de la zona a la que vayas a viajar y ten su información a mano en caso de que surja un problema médico.

Llama a la aerolínea o visita su sitio web para conocer las normas y regulaciones a la hora de llevar mascotas en la cabina. Asegúrate de que el transportín se ajuste a las especificaciones de la aerolínea. Ve qué papeles o certificaciones puede necesitar antes de volar.

También, reserva el boleto de tu gato con anticipación, ya que a menudo hay un límite para llevar mascotas en la cabina de aerolíneas comerciales. Si es posible, intenta reservar un vuelo directo, ya que esto acortará el tiempo de viaje y reducirá cualquier estrés que el viaje pueda generarle a tu gato.

En el día del viaje, intenta seguir la misma rutina que de costumbre, siempre que sea posible. Antes de ir al aeropuerto, trata de mantener el mismo programa de alimentación e intenta no distraerlo de su rutina en la caja de arena para que pueda hacer sus necesidades antes de volar.

Cuando hagas la reserva, puede ser una buena idea programar un vuelo que no interfiera con su horario de alimentación habitual. Idealmente, evita que coma luego de cuatro horas antes del vuelo para reducir la probabilidad de que sienta náuseas.

En el camino al aeropuerto, en el aeropuerto y durante el vuelo, asegúrate de comunicarte con tu gato. Elógialo mucho e intenta incentivar la sensación de calma. Ahora sí, están listos para una aventura.

Opciones para viajar con gatos

Viajar con tu gato nunca fue tan fácil, ya que cada vez son más los alojamientos, parques y tiendas que aceptan mascotas. Con tan solo un poco de investigación encontrarás algunos excelentes lugares donde puedes llevar a tu gato en un viaje divertido e inolvidable.

Para obtener más información sobre gatos y cómo cuidarlos, visita nuestra página con información sobre mascotas y obtén consejos de nuestros expertos en mascotas.

Artículos relacionados

Gato atigrado siendo acariciado mientras está acostado en el sofá
<p>Entender la ansiedad en los gatos puede ser un desafío, ya que los signos no siempre son evidentes. Lee acerca de las causas de la ansiedad en gatos, los síntomas y los consejos para el tratamiento.</p>
Dueño acariciándole suavemente el lomo a su gato mientras este descansa a gusto
persona limpiando la oreja de un gato