Sistema digestivo de los perros: ¿Cuánto tarda un perro en digerir la comida?

Ultima Actualización: 12/2/2024Entre 2 y 4 minutos
El dueño del perro le hace cosquillas en el estómago mientras el perro está tumbado boca arriba

Probablemente no lo pienses todos los días, pero el sistema digestivo de tu perro es muy complejo. En la digestión de los perros intervienen muchos factores y, aunque no se puede ver todo lo que ocurre en su organismo, sí es posible influir en ambos extremos: al principio, con una alimentación adecuada, y al final, con el control de la eliminación de los desechos. Continúa leyendo para obtener más información sobre el sistema digestivo del perro y cómo puedes ocuparte de sus cuidados digestivos.

¿Cuáles son las funciones del sistema digestivo de un perro?

Antes de profundizar en la forma en que funciona la digestión en los perros, es importante comprender las funciones principales del sistema digestivo.

  1. Digestión de los alimentos
    La función más obvia del sistema digestivo es digerir los alimentos. Nuestros perros se benefician cuando se alimentan de forma constante con una dieta muy nutritiva. Es necesario procurar que coman alimentos formulados con cantidades precisas de los ingredientes, vitaminas, minerales y nutrientes esenciales que necesitan.
  2. Absorción de nutrientes
    Aunque no podemos ver el interior del aparato digestivo de nuestros perros, los alimentos que ingieren deben descomponerse e incluir nutrientes que se absorban en el torrente sanguíneo. Un alimento que se digiere bien es una de las piezas del rompecabezas que puede ayudar a garantizar la absorción de nutrientes.
  3. Eliminación de desechos
    La eliminación de desechos también es fundamental. La consistencia de las heces de tu perro es un signo que indica si está sano o no. El tamaño, la forma y el color de las heces de tu perro también son factores que intervienen en el control de su sistema digestivo.

¿Cómo funciona el sistema digestivo y el microbioma de tu perro?

El aparato digestivo de un perro consta de muchas partes y elementos que desempeñan un papel clave en la digestión de los alimentos, la absorción de nutrientes y la eliminación de desechos. En el sistema digestivo de un perro, también hay un microbioma intestinal que consta de muchos organismos vivos diminutos que contribuyen a su salud. Desde el hocico hasta el intestino grueso, cada fase y función contribuye a su salud general.

Hocico

El proceso comienza en el hocico. Cuando tu perro ingiere un bocado de comida, el hocico, los dientes y las glándulas salivales trabajan para desmenuzar el alimento en pequeños trozos que puedan pasar por el esófago y llegar al estómago.

Estómago

Una vez que el alimento llega al estómago de tu perro, las enzimas y los ácidos trabajan para descomponer aún más los alimentos. Juntos, forman un líquido ácido pulposo que consta de jugos gástricos y alimentos parcialmente digeridos, también conocidos como quimo.

Intestino delgado

Una vez que el quimo sale del estómago, la siguiente parte del aparato digestivo del perro es el intestino delgado. Aquí es donde los nutrientes se absorben en el torrente sanguíneo. Luego, el contenido continúa por el intestino grueso.

Intestino grueso

El intestino grueso es la última parada. Aquí se segrega mucosidad y se extrae agua y electrolitos. Estas funciones ayudan a controlar la defecación de tu perro.

Ahora que ya conoces todas las etapas de la digestión, de principio a fin, vamos a hablar más sobre el tiempo que tardan los perros en digerir los alimentos.

¿Cuánto tarda un perro en digerir la comida?

Algunos perros tardan tan solo minutos, incluso segundos, en devorar su comida, pero el tiempo que tardan en digerirla es mucho más prolongado. En promedio, el tiempo total de tránsito gastrointestinal en perros es entre uno y dos días.

Las enzimas digestivas de los perros son componentes clave en la descomposición y el paso de los alimentos. Aunque existen suplementos de enzimas digestivas de venta libre y también pueden hallarse de forma natural en los alimentos, la mayoría de los perros no necesitan suplementos de enzimas digestivas, a menos que padezcan una enfermedad que les impida producir suficientes enzimas digestivas por el páncreas (se diagnostica con un análisis de sangre que hace el veterinario). El veterinario ayudará a diagnosticar esta afección y te recomendará los tratamientos indicados. Los perros con problemas de sensibilidad estomacal pueden beneficiarse con suplementos prebióticos o probióticos.

Cómo mantener la salud digestiva de tu perro

Los probióticos y los prebióticos pueden ser útiles para mantener sano el intestino de tu perro o tratar sus problemas digestivos.

Probióticos para perros

Los probióticos son bacterias vivas que aportan numerosos beneficios para la salud intestinal de los perros. Si piensas optar por suplementos digestivos para perros o por un alimento probiótico para perros, y tu veterinario lo aprueba, puedes estar tranquilo al saber que los probióticos ayudan a que prosperen las bacterias buenas. Esto tiene beneficios exponenciales más allá de la digestión, ya que algunos probióticos también pueden tener beneficios para la salud inmunitaria de los perros.

Prebióticos para perros

Los prebióticos también vienen como suplemento digestivo para perros. Sin embargo, se diferencian de los probióticos en que provienen de fuentes específicas de fibra que fomentan el crecimiento de las bacterias buenas de tu perro. También pueden mantener un equilibrio saludable de las bacterias en el intestino y regular la digestión de los alimentos.

Puedes encontrar más información sobre cómo cuidar la salud intestinal de tu perro en nuestro artículo sobre las diferencias entre probióticos y prebióticos para perros.

Datos sobre la digestión del perro

¿Pueden los perros digerir huesos?

A decir verdad, los huesos pueden descomponerse con la ayuda de las enzimas digestivas. Sin embargo, para los perros, no hay garantía de que todos los huesos se digieran correctamente. Por eso, lo más seguro es desechar los huesos antes de que lleguen al plato de tu perro. Simplemente, es inútil correr el riesgo de que un hueso se quede alojado de forma inadecuada en el aparato gastrointestinal de tu perro.

Los huesos de cuero seco son una opción para que los perros satisfagan su necesidad de masticar. Sin embargo, es importante recordar que la calidad y la seguridad son muy importantes a la hora de decidir si dar a tu perro este tipo de golosinas para masticar. Lamentablemente, algunos fabricantes elaboran huesos de cuero seco con normas de calidad y seguridad deficientes, algo que podría dañar a los perros por asfixia, ingestión de bacterias nocivas o trastornos digestivos.

¿Puede un veterinario diagnosticar la sensibilidad estomacal de un perro?

Sí, un veterinario puede diagnosticar un problema digestivo o estómago sensible en tu perro. Sin embargo, los problemas digestivos suelen ser difíciles de diagnosticar. Los sistemas digestivos de los perros son complejos y, a menudo, es difícil identificar el origen exacto del problema debido a la complejidad del tracto digestivo.

Si se detecta un problema digestivo, los veterinarios y especialistas pueden recomendar alimentos para perros con estómagos sensibles y remedios naturales para la digestión. Una dieta adaptada a sus necesidades específicas, junto con suplementos para perros, como los suplementos digestivos para perros de EverRoot, podría ser una combinación útil para mejorar la salud intestinal y general de tu perro.

¿Los perros pueden tener acidez?

Al igual que los seres humanos, los perros pueden tener acidez. A menudo se debe al reflujo ácido, que se produce cuando los líquidos del esófago se revierten y suben a la garganta en lugar de digerirse hacia abajo. Los síntomas habituales del reflujo ácido son relamerse los labios, regurgitar la comida, babear y la falta de apetito. Si notas que tu perro presenta alguno de estos síntomas, comunícate con tu veterinario. Quizás te puede recomendar remedios para disminuir la cantidad del reflujo y una dieta como medida preventiva.

Qué debes hacer si tu perro tiene problemas digestivos

Hay signos que deben tenerse en cuenta para determinar si tu perro sufre un trastorno digestivo. Esto puede incluir diarrea, vómitos, estreñimiento y otros síntomas de malestar digestivo. Si se presentan estos síntomas, consulta a tu veterinario, que es el que podrá diagnosticar y recomendar como corresponde un plan de tratamiento eficaz.

Para conocer más consejos de expertos para la salud de tu amigo perruno, lee nuestros otros artículos sobre la salud de los perros.

Artículos relacionados

woman playing with a small black and grey dog
<p>La colitis en los perros es una afección causada por la inflamación del intestino grueso o colon. Obtén toda la información que necesitas sobre los síntomas y las opciones de tratamiento de nuestros expertos en mascotas.</p>
small white and tan dog sitting in a person's lap
young boy lounging on a couch with a black and tan dog