Cómo tratar la piel seca de tu gato

Dr. Jason Gagné, veterinario, DACVIM
Por Dr. Jason Gagné, veterinario, DACVIM
Ultima Actualización: 23/2/2024Entre 2 y 4 minutos
imagen-de-héroe

Si alguna vez has padecido piel seca, probablemente conozcas las siguientes señales: descamación, picazón y malestar general. ¿Sabías que los gatos pueden padecer esta afección, así como los mismos síntomas?

Si te preguntas cómo tratar la piel seca de tu gato, la buena noticia es que existen varias opciones. Desde controlar la humedad en tu hogar hasta cambiar el alimento para gatos que le das, puede haber una solución sencilla que puedes probar en casa.

Tu veterinario puede ayudarte a determinar el mejor curso de acción. También te puede recomendar una evaluación más exhaustiva si cree que la sequedad es una señal de una afección de salud subyacente.

Si tu gato padece piel seca, te ofrecemos información útil y consejos de tratamiento que pueden aliviarlo.

Síntomas de piel seca en los gatos

La señal más común de piel seca en los gatos es que se rascan más de lo habitual. También pueden tener caspa, que se ve como manchas blancas o grises en su pelaje. A veces, una capa grasosa también se asocia a la piel seca.

A modo de comparación, la piel saludable de los gatos está limpia y flexible, lo que significa que debes ser capaz de estirarla (suavemente). No es demasiado grasosa ni seca, y no debe presentar lesiones.

Causas de piel seca en gatos

La causa principal de la piel seca en los gatos es la eliminación anormal o excesiva de células de la piel (que también se conoce como descamación). Esto puede ocurrir por cualquiera de los siguientes motivos:

  • Sequedad del aire. Cuando la humedad en el aire disminuye (como es común durante los meses de invierno), se evapora de la piel de tu gato más rápidamente.
  • Dieta deficiente. Una dieta no balanceada que carece de nutrientes esenciales puede producir sequedad de la piel (entre otros problemas de salud).
  • Estrés. La ansiedad provocada por cambios en el hogar, el círculo social o el entorno puede poner en riesgo la salud de tu mascota.
  • Alergias. Ya sea que se deba a pulgas, al entorno o al alimento, la piel seca y con picazón es un síntoma común de alergias en los gatos.
  • Otras enfermedades. La piel seca puede ser señal de una afección de salud más grave, como diabetes o enfermedad hepática.
  • Obesidad: El peso adicional en un gato puede causar una disminución del rango de movimiento, lo que dificulta el aseo de ciertos lugares y puede causar sequedad de la piel.

Cómo ayudar a la piel seca de tu gato: Opciones de tratamiento

Cepillado diario

El cepillado diario con una cardina, seguido de un peine metálico, es una de las formas más eficaces para combatir la piel seca de tu gato.

Esta es la razón: Cuando cepillas, distribuyes el aceite a través de todo el pelaje, haces que se suelte la caspa y eliminas el cabello muerto de los folículos, lo que permite que las glándulas de aceite funcionen correctamente.

Peinarlo eliminará cualquier tipo de nudos y matas que el cepillo no puede.

Eleva el nivel de humedad en tu hogar

Los sistemas de calefacción de interior eliminan la humedad del aire, lo que puede provocar sequedad en la piel tanto humana como felina. Sin embargo, los humidificadores agregan humedad al medioambiente, lo que ayuda a aliviar los problemas de piel seca. Colócalos en las habitaciones en las que tu gato pasa más tiempo.

Prueba un suplemento alimenticio

Agregar más ácidos grasos esenciales durante los meses fríos y secos también puede ayudar a reducir la sequedad. Estos ácidos grasos juegan un papel muy importante en promover un pelaje saludable y una piel flexible.

Los niveles más altos de grasa y proteínas también pueden ayudar. Tan solo asegúrate de hablar con tu veterinario antes de modificar la dieta de tu mascota.

Reduce el estrés doméstico

Los cambios en el entorno o la rutina pueden estresar a tu gato, lo que aumenta su piel seca y escamosa, así como la pérdida de pelo. Sin embargo, algunos cambios pequeños pueden ayudar a aliviar ese estrés.

Para reducir la ansiedad, puedes confirmar que tiene acceso a su caja de arena y a su plato de agua, aumentar el tiempo de juego y crear un entorno más apto para el gato.

Identifica otras señales de infección

Recuerda que, si tu gato padece piel seca, ello también puede indicar la presencia de una enfermedad.

Si está experimentando sequedad además de otros síntomas como erupciones, lesiones, aseo excesivo u otras señales o comportamientos inusuales, comunícate con tu veterinario.

Considera las alergias

Al igual que las infecciones, las alergias suelen ir acompañadas de síntomas adicionales a la piel seca. Si aparecen al mismo tiempo, el rascado, la pérdida de cabello y las molestias digestivas son solo algunos indicios de una posible reacción alérgica.

Mi gato tiene piel seca, ¿qué hago?

Si tu gato padece piel seca, te recomendamos comunicarte con tu veterinario. Él puede ayudarte a averiguar si es simplemente una reacción al aire seco, se debe a una afección médica o a otro motivo. También te recetará un tratamiento según las necesidades de tu mascota.

¿Quieres otros consejos de salud para tu gato? Conoce lo que dicen nuestros expertos en nuestra página con información sobre mascotas.

Artículos relacionados

Gato atigrado siendo acariciado mientras está acostado en el sofá
<p>Entender la ansiedad en los gatos puede ser un desafío, ya que los signos no siempre son evidentes. Lee acerca de las causas de la ansiedad en gatos, los síntomas y los consejos para el tratamiento.</p>
Dueño acariciándole suavemente el lomo a su gato mientras este descansa a gusto
persona limpiando la oreja de un gato