¿Los perros reducen el estrés?

La Dra. Ragen T.S. McGowan, PhD
Por La Dra. Ragen T.S. McGowan, PhD
Ultima Actualización: 8/3/2024Entre 2 y 4 minutos
Un perro con una mujer

Si alguna vez te has sentido relajado en presencia de un perro, podrías haberte preguntado: “¿Los perros reducen el estrés?”.

De hecho, sí, los perros pueden reducir el estrés en los seres humanos debido a su efecto en una hormona llamada cortisol en nuestro cuerpo. Esto tal vez no sea una sorpresa para los dueños de mascotas. Desde compañía hasta una mejor salud, la disminución del estrés es solo uno de los beneficios para la salud que brindan los perros.

Tampoco se necesita mucho para sentirse relajado en presencia de un compañero canino. Ya sea que lo estés acariciando, abrazándolo, dándole un bocadillo ocasional o, tal vez, jugando a lanzarle una pelota en el parque, ellos pueden afectar nuestros estados de ánimo desde las interacciones más básicas.

Sigue leyendo para obtener más información sobre cómo los perros pueden reducir nuestros niveles de estrés.

Cómo los perros reducen el estrés

Si te preguntas cómo los perros reducen el estrés, la explicación puede parecer simple: pasar tiempo con una mascota te hace sentir mejor. Sin embargo, existe una razón científica interesante.

Cuando estamos estresados, nuestro organismo libera cortisol, una hormona que puede tener efectos negativos en nuestra salud.

El cortisol a menudo se relaciona con una presión arterial elevada y, con el tiempo, puede provocar hipertensión. En exceso, esta hormona también puede deprimir el sistema inmunitario del cuerpo, lo que te hace más vulnerable a las enfermedades.

Las investigaciones muestran que nuestros niveles de cortisol disminuyen cuando estamos en presencia de un perro, incluso solo por unos minutos. Ya sea que los acariciemos o que simplemente leamos cerca de ellos*, los perros tienen un efecto calmante en nuestro cuerpo.

Esto podría deberse a que los caninos son una audiencia que no nos juzga. La presión arterial y la frecuencia cardíaca normalmente aumentan durante las conversaciones con otras personas, pero pueden disminuir cuando estamos alrededor de un perro*.

Perros y salud mental

La capacidad de los caninos de ayudarnos a sentirnos menos estresados es uno de los motivos por los que algunos dueños obtienen la clasificación de perros de apoyo emocional para sus mascotas. Estos animales también pueden ayudar a las personas a lidiar con la ansiedad, el dolor y la depresión.

Los perros de terapia desempeñan un papel similar; aunque a diferencia de los caninos de apoyo emocional, estos animales reciben entrenamiento formal para reconfortar y apoyar. Normalmente, los perros de terapia se llevan a lugares como hospitales o centros de asistencia para que interactúen con los pacientes con calma.

¿Cuáles son los beneficios de tener un perro?

Además del alivio del estrés, tener un perro tiene muchos beneficios. Estos son algunos de ellos:

  • Compañía. Ya sea por jugar, abrazarlos o simplemente estar juntos, muchos dueños de mascotas forman fuertes vínculos con sus perros.
  • Disminución de la soledad. Tener un perro que cuidar puede reducir la depresión y los sentimientos de aislamiento**.
  • Mejor estado de ánimo. Interactuar con un canino puede aumentar los niveles de oxitocina, una hormona asociada con el amor, la creación de lazos y los sentimientos positivos.
  • ​​​​Más conexiones sociales. Desde pasear a tu mascota por el vecindario un par de veces al día hasta llevarlas al parque para perros, estas mascotas nos ofrecen oportunidades para conocer personas. Los lazos sociales fuertes están vinculados a una mejor salud.

Los beneficios para la salud de los perros

Los perros pueden tener un impacto considerable en tu salud física. Algunas de las maneras en que pueden ayudar incluyen lo siguiente:

  • Actividad física. Los perros necesitan hacer ejercicio para mantenerse saludables. Simplemente llevarlos en caminatas regulares todos los días puede mejorar tu estado físico. (Algunos de ellos también son buenos compañeros para trotar y hacer senderismo).
  • Disminución de la presión arterial. Las interacciones simples con un perro pueden reducir la presión arterial y la frecuencia cardíaca.
  • Niveles más bajos de triglicéridos. Cuando están elevados, los triglicéridos se pueden asociar con mayores posibilidades de cardiopatía y apoplejía. Interactuar con un perro puede reducirlos a niveles normales.
  • ​​​Menor vulnerabilidad a las enfermedades crónicas. Si cuidan a un perro, las personas pueden volverse menos solitarias, lo que puede fortalecer su salud y reducir las posibilidades de enfermedades crónicas**.

Si te preguntas: “¿Los perros reducen el estrés?”, recuerda que los caninos pueden tener efectos positivos en nuestros niveles de ansiedad, en el estado de ánimo y en la salud general.

Si estás pensando en tener una mascota, consulta nuestra guía para adoptar un perro. También puedes visitar nuestra página de información sobre mascotas para obtener más consejos de nuestros expertos.

 

* Case, L. P. (2005). Sharing Our Lives with Dogs. In The Dog: Its Behavior, Nutrition & Health (segunda edición, pág. 117). Blackwell Publishing. 

**Case, L. P. (2005). The Human-Dog Bond. In The Dog: Its Behavior, Nutrition & Health (segunda edición, págs. 113-120). Blackwell Publishing.

Artículos relacionados

Perro salvavidas
<p>Todos podemos obtener mucha información sobre nuestros perros. Por ejemplo, ¡los perros de Terranova se criaron para ser salvavidas! Lee sobre este tema y aprende otros datos interesantes sobre los perros.</p>
Los beneficios de tener muchas mascotas
Un perro y un niño